Loco o bipolar

Diario de una persona que a los 16 de pronto enloqueció, luego a los 40 cree descubrir que es bipolar y en este momento con casi medio siglo en este mundo, no tiene claro que es lo que tiene.

lunes, 8 de agosto de 2016

Otra página de mi diario

Hoy es lunes, de nuevo iniciando otra semana, los días pasan y mi vida continua entre la cotidianidad y cambios que se van dando.

Es difícil saber si se está estable o muy cerca de la estabilidad, desde el punto de vista de un problema mental como el que nos aqueja a muchos, pero que somos en proporción pocos y aún así sentirse lo que se puede decir mal, ya que en este momento siento mucha tristeza la cual poco a poco voy superando.

Siento que analizo mucho las situaciones y me desconcentro fácilmente, estoy algo como se dice ansioso, por lo que puedo pensar que estoy en una hipomanía, que debo controlar y hacer que disminuya, así me toque estar nuevamente deprimido pues cuando estoy así las cosas que debo hacer no las hago muy bien que digamos.

Para complicar la situación mía, estoy en una situación de duelo y como dice entonces la palabra duele y de pronto mucho, no desde el punto de vista físico, sino mental y mental no por un desbalance mental, si no porque la situación de los hechos que se me presenta, hace que se sienta dolor sentimental o mejor dicho mental, pero es una reacción normal que cualquiera sufre en algunos momentos de su vida, es normal sentir dolor, es normal llorar es normal desesperarse y es normal muchas reacciones que de pronto no parecen muy adecuadas para muchas personas y sobre todo para las que no están sufriendo el dolor o son cercanas a quien lo siente.

A pesar de que me toca estar medicado pues apenas logro llegar a cierta estabilidad y toca sostenerla artificialmente, mi sentimiento interno que muchos denominan como insight me dice que estoy lo que se dice en un estado muy similar a cualquier persona promedio, que no sufre de mi problema mental.

Y una persona promedio ante una situación dolorosa llorará tendrá reacciones negativas de ira, enojo, odio, rencor, negación, etc, cuando como en mi caso se ha vivido algún tiempo en una montaña rusa de emociones encontradas se aprende a distinguir cuando se llora porque algo no funciona bien en nuestro cuerpo a cuando se llora cuando hay una situación que amerita llorar, aunque se siente igual, en el primer caso el sentimiento es anormal mientras que en el otro es normal.


3 comentarios:

  1. Oscar espero que mejores ese animo, tienes mucha razón en lo que escribes y desde hace tiempo he comenzado a reflexionar mucho ya que identifico muchos aspectos sigue escribiendo ayuda y ayudas a muchos.

    Nota: Oscar no soy muy bueno para las palabras a otras personas nunca se si lo que digo es lo apropiado.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. Hola Óscar a veces cuando comienza el declive del verano nuestra ser es como un sensor que empieza a notar el futuro cambio de estación. Quizás también pueda influir

    ResponderEliminar
  3. En mi caso no es asi, donde vivo no hay estaciones y los cambios de clima son pocos.

    ResponderEliminar